Bhagavad gita resumen

  • Categoría de la entrada:Yoga
En este momento estás viendo Bhagavad gita resumen

Bhagavad gita resumen capítulo 3

El Gita se sitúa en el marco narrativo de un diálogo entre el príncipe pandava Arjuna y su guía y auriga Krishna, un avatar del Señor Vishnu. Al comienzo de la Dharma Yuddha (guerra justa) entre los Pandavas y los Kauravas, Arjuna está lleno de dilemas morales y de desesperación por la violencia y la muerte que causará la guerra en la batalla contra sus propios parientes[2]. Se pregunta si debe renunciar y busca el consejo de Krishna, cuyas respuestas y discurso constituyen el Bhagavad Gita. Krishna aconseja a Arjuna que «cumpla con su deber de Kshatriya (guerrero) para mantener el Dharma» a través de una «acción desinteresada»[1][3][nota 1] Los diálogos entre Krishna y Arjuna abarcan una amplia gama de temas espirituales, tocando dilemas éticos y cuestiones filosóficas que van mucho más allá de la guerra a la que se enfrenta Arjuna[1][4][5].
Se han escrito numerosos comentarios sobre el Bhagavad Gita con opiniones muy diferentes sobre lo esencial. Según algunos, el Bhagavad Gita fue escrito por el dios Ganesha y se lo contó Vyasa. Los comentaristas del Vedanta leen en el texto diversas relaciones entre el Ser y el Brahman: El Vedanta Advaita ve el no dualismo de Atman (Ser) y Brahman (Ser universal) como su esencia,[6] mientras que el Bhedabheda y el Vishtadvaita ven a Atman y Brahman como diferentes y no diferentes, mientras que el Vedanta Dvaita ve el dualismo de Atman (Ser) y Brahman como su esencia. La ambientación del Gita en un campo de batalla se ha interpretado como una alegoría de las luchas éticas y morales de la vida humana[5][7][8].

El lenguaje del bhagavad gita

En el capítulo uno y al principio del capítulo dos, Arjuna presenta sus argumentos para negarse a luchar. Básicamente, teme las reacciones pecaminosas de matar. Pero después de que Arjuna se rinde al Señor Krishna y le pide que lo instruya, el Señor comienza a rebatir las objeciones de Arjuna. Primero, Krishna explica analíticamente que luchar en Su servicio es trascendental y no traerá ninguna reacción pecaminosa. Krishna también explica que el propósito de los Vedas es elevar gradualmente las almas a la conciencia de Krishna. Krishna, por lo tanto, anima a Arjuna a permanecer fijo en Su servicio -luchar- y a ignorar los deseos de su mente.
Como las explicaciones de Krishna de por qué Arjuna debe luchar eran sólo un resumen, y como Krishna glorifica tanto el ‘buddhi-yoga’, la inteligencia utilizada en el avance espiritual del conocimiento (2.45, 2.49-50), como el ‘karma’, el trabajo (2.47-48, 2.50), Arjuna se confunde y desea utilizar la instrucción de Krishna de realizar el ‘buddhi-yoga’ como excusa para retirarse del campo de batalla para llevar una vida de contemplación. Por lo tanto, Arjuna abre el capítulo tres preguntando a Krishna por qué alienta la lucha si la inteligencia es mejor que el trabajo fruitivo.

Comentarios

Mientras los ejércitos enfrentados se preparan para la batalla, Arjuna, el poderoso guerrero, ve a sus parientes íntimos, maestros y amigos en ambos ejércitos listos para luchar y sacrificar sus vidas. Abrumado por la pena y la compasión, Arjuna se queda sin fuerzas, su mente se desconcierta y abandona su determinación de luchar.
Todo el mundo debe realizar algún tipo de actividad en este mundo material. Pero las acciones pueden atar a uno a este mundo o liberarlo de él. Actuando por el placer del Supremo, sin motivos egoístas, uno puede liberarse de la ley del karma (acción y reacción) y alcanzar el conocimiento trascendental del ser y del Supremo.
El conocimiento trascendental -el conocimiento espiritual del alma, de Dios y de su relación- es a la vez purificador y liberador. Tal conocimiento es el fruto de la acción devocional desinteresada (karma-yoga). El Señor explica la historia remota del Gita, el propósito y el significado de Sus descensos periódicos al mundo material, y la necesidad de acercarse a un guru, un maestro realizado.

Bhishma

El Bhagavad Gita es muchas cosas: una historia del encuentro del humano Arjuna con el divino Krishna, un poema sobre la cosmología de la vida, una exposición de la filosofía del yoga, un canto dedicado a Dios. Gandhi, en su interpretación del Bhagavad Gita, lo llamó «un gran festín de conocimiento. Es el mismísimo amrita [dulce néctar] del conocimiento». El Bhagavad Gita es una guía para la iluminación.
Los 18 breves capítulos del Gita explican las cuestiones de causa y efecto; las fuerzas de la luz, la masa y el movimiento; y la ética del deber. Sus enseñanzas nos ayudan a superar la ignorancia, el ego, el apego, la aversión y los miedos que nos impulsan a aferrarnos al mundo material. Cuando nos damos cuenta de que no estamos separados de la naturaleza y de sus leyes de causa y efecto, comprendemos que la vida no tiene por qué estar impulsada por la codicia, la ira, el deseo y el caos. Al igual que Arjuna, que en medio de una crisis se abrió a la sabiduría de Krishna, nosotros también podemos tomar las crisis de nuestra vida y convertirlas en oportunidades espirituales.
El primer capítulo del Gita trata de la batalla interior. Escuchamos el lamento de Arjuna mientras lucha contra el apego a las ideas erróneas y la aversión a cumplir con su deber. Los capítulos segundo y tercero abordan la temporalidad de esta vida, la naturaleza de los sentidos y los deseos y la permanencia del espíritu. Los capítulos cuarto a sexto exploran las relaciones entre el conocimiento, la acción y la devoción. Uno de los temas principales del Gita es la interconexión de toda la vida: